Ver el listado de poemas

Dedicadas a las 191 víctimas vilmente asesinadas el día 11 de Marzo 2004, en ese jueves fatídico.Y a todos sus familiares, que como nosotros, viven pero sin vivir, y en especial para nuestra querida hija Mª Dolores Fuentes Fernández en su 4º aniversario.

Nos apagaron la luz,
esa que nos alumbraba,
y nos dejaron a oscuras,
un jueves por la mañana.

Rosas, Jazmines y Claveles,
llenos de vidas estaban,
y todos se marchitaron,
un jueves por la mañana.

Estamos, pero no estamos,
vivimos sin tener ganas,
rompieron nuestras ilusiones,
un jueves por la mañana.

Santa Eugenia, El Pozo y Atocha,
todos en trenes viajaban,
cortaron sus ilusiones,
un jueves por la mañana.

Padres, hermanos, esposas e hijos,
todos ellos madrugaban,
a sus respectivos trabajos,
un jueves por la mañana.

Se levantaban contentos,
con ilusión y esperanzas,
y les rompieron la vida,
un jueves por la mañana.

Hemos estado encerrados,
sin abrir ni las ventanas,
nos enterraron en vida,
un jueves por la mañana.

Ya no podemos llorar,
ni limpiarnos una lagrima,
el tiempo se ha detenido,
un jueves por la mañana.

Cuatro años han pasado,
para nosotros, ¿esta mañana?,
el tiempo se ha detenido
un jueves por la mañana.

Todos seguimos esperando,
esperando su llegada,
pero nunca los tendremos,
un jueves por la mañana.

Se nos fueron nuestros sueños,
ilusiones y esperanzas,
por culpa de unos asesinos,
un jueves por la mañana.

España se vistió de luto,
un luto sin esperanzas,
Madrid se movilizó,
un jueves por la mañana.

Nos quitaron tus sonrisas
y los besos que nos dabas,
nos han dejado sin ellos,
un jueves por la mañana.

Nos apagaron la luz,
esa que nos alumbraba,
y nos dejaron a oscuras,
un jueves por la mañana.

Para todos los que sufren, con cariño de