La Asociación 11-M Afectados del Terrorismo ante la disolución de ETA

El 20 de octubre de 2011 recibimos con esperanza la noticia del cese definitivo de la violencia de ETA, derrotada ya políticamente. Con el comunicado del pasado 21 de abril y el anuncio de su disolución el 4 de mayo de 2018, queremos esperar el comienzo de esa paz tan largamente deseada por todos los españoles, aunque ETA haya reconocido de forma incompleta y decepcionante los sufrimientos originados.
Nos mantenemos firmes en la condena de cualquier tipo de terrorismo y en la necesidad de que todas las víctimas consigan MEMORIA, JUSTICIA Y REPARACIÓN. Para que el fin del terrorismo sea la victoria de la PAZ es necesaria la construcción de un relato objetivo que contribuya no solo a cerrar las heridas existentes, sino a que no se abran otras nuevas.
Manifestamos también que, a pesar de que determinados políticos y medios de comunicación cargados de embustes y teorías conspirativas trataron de involucrar a ETA en los atentados del 11 de marzo de 2004, ETA no fue la autora de dichos atentados, los cuales fueron realizados por células terroristas yihadistas vinculadas a Al Qaeda. Estos atentados en cuatro trenes de cercanías de Madrid supusieron muy posiblemente un duro golpe más a ETA, pues debió caer en la cuenta de que, si hasta esa fecha su terrorismo no tenía ninguna justificación, en el 11-M se pudo ver reflejada en la monstruosidad de la masacre perpetrada por el terrorismo yihadista, precipitando su final. Por eso hoy decimos: ¡Ojalá recibamos también la noticia de que el terrorismo yihadista deja de atentar y desaparece!

Eulogio Paz Fernández
Presidente de la Asociación 11-M Afectados del Terrorismo

2018-05-07T12:17:32+00:00 7/5/2018|Comunicados|